En esta sección

Hipopituitarismo en niños

Aspectos generales

El hipopituitarismo significa que la hipófisis no produce suficientes hormonas. La hipófisis es una glándula del tamaño de una arveja situada en la base del cerebro. Es la glándula endocrina principal del cuerpo. La glándula pituitaria normalmente libera hasta 8 hormonas diferentes. Estas hormonas controlan el crecimiento, el metabolismo, la presión arterial y otros procesos corporales. Los efectos del hipopituitarismo pueden producirse lentamente a lo largo del tiempo o pueden aparecer más rápidamente.

Causas

En los niños, el hipopituitarismo suele estar causado por una de las siguientes:

  • Tumor hipofisario que no es cáncer (benigno)
  • Lesión cerebral, incluida la producida por la radioterapia
  • Problema autoinmune
  • Infección

Esta enfermedad puede estar presente en el nacimiento (congénito) Generalmente, no se puede encontrar una causa exacta.

Factores de riesgo

Un niño suele correr el riesgo de tener hipopituitarismo si tiene alguno de los siguientes:

  • Tumor hipofisario
  • lesión en la cabeza
  • Infección de la cubierta del encéfalo y la médula espinal (meningitis)

Síntomas

Los síntomas varían y dependen de las hormonas más afectadas. Los síntomas comunes incluyen:

  • Un pene pequeño en un niño recién nacido
  • Nivel alto o bajo de azúcar en la sangre
  • Crecimiento lento
  • Estatura baja
  • Madurez sexual tardía o nula
  • Tinte amarillo en la piel y los ojos (ictericia) al nacer
  • Poco apetito
  • Pérdida o aumento de peso
  • Sensibilidad al frío
  • Hinchazón del rostro
  • Dolor de cabeza intenso y visión doble si la lesión de la hipófisis es repentina

Los síntomas del hipopituitarismo pueden parecerse a los de otras enfermedades. Asegúrese de que su hijo vea a un profesional de la salud para recibir un diagnóstico.

Diagnóstico

El profesional de la salud le preguntará sobre los síntomas y los antecedentes médicos de su hijo. También puede preguntarle sobre los antecedentes médicos de la familia. Además, su hijo se someterá a un examen físico.

  • Análisis de sangre. Se realizan para comprobar los niveles hormonales.
  • Radiografía. En esta prueba se utiliza una pequeña cantidad de radiación para tomar imágenes de los tejidos del interior del cuerpo. Se puede hacer una radiografía de la mano y la muñeca izquierdas. Así, se puede estimar la edad ósea de su hijo. Con el hipopituitarismo, la edad ósea suele ser más joven que la edad de calendario.
  • Tomografía computarizada. En este examen se utilizan rayos X y una computadora para crear imágenes detalladas del cuerpo. La tomografía muestra huesos, músculos, grasa y órganos. Las tomografías computarizadas son más detalladas que las radiografías normales.
  • Imagen por resonancia magnética. En esta prueba se utilizan imanes grandes y una computadora para crear imágenes detalladas de los tejidos del cuerpo sin usar rayos X.

Tratamiento

El profesional de la salud de su hijo tendrá en cuenta su edad, su estado de salud general y otros factores a la hora de aconsejar el tratamiento. Es probable que su hijo necesite ver a un endocrinólogo pediátrico: un profesional de la salud capacitado especialmente para tratar a niños con problemas hormonales.

El tratamiento depende de su causa. El objetivo del tratamiento es lograr que su hijo recupere las hormonas que le faltan. Se puede realizar una terapia de sustitución hormonal. Si la causa es un tumor, se puede realizar cirugía o radioterapia para extirpar o reducir el tumor.

Complicaciones

Las complicaciones posibles de la enfermedad dependen de las hormonas que no se produzcan. La hipófisis es la glándula endocrina maestra del cuerpo. Ayuda a controlar el crecimiento, el metabolismo, la presión arterial y otros procesos vitales del cuerpo. Los problemas más comunes de los niños son el crecimiento lento y el desarrollo sexual tardío.

Cómo sobrellevar

El hipopituitarismo es una enfermedad crónica. Pero con un tratamiento continuo, el niño puede tener una vida plena y saludable. Trabaje con los profesionales de la salud que atienden a su hijo para crear un plan continuo a fin de controlar la enfermedad del niño.

Cuándo se debe llamar al profesional de la salud

Llame al profesional de la salud que atiende a su hijo si está preocupado por el crecimiento o el desarrollo de su hijo.

Puntos claves

  • El hipopituitarismo significa que la hipófisis no produce suficientes hormonas. La hipófisis es la glándula endocrina maestra del cuerpo. Normalmente libera varias hormonas diferentes. Estas hormonas controlan el crecimiento, el metabolismo, la presión arterial y otros procesos corporales.
  • En los niños, el hipopituitarismo suele estar causado por un tumor hipofisario o una lesión cerebral. Generalmente, no se puede encontrar una causa exacta.
  • Los síntomas más comunes son el crecimiento lento, la baja estatura y la madurez sexual tardía o nula.
  • Se puede realizar una terapia de sustitución hormonal. Si la causa es un tumor, se puede realizar cirugía o radioterapia para extirpar o reducir el tumor.
  • El hipopituitarismo es una enfermedad crónica. Pero con un tratamiento continuo, el niño puede tener una vida plena y saludable.

Próximos pasos

Recomendaciones para aprovechar al máximo la consulta con el profesional de la salud:

  • Conozca el motivo de la consulta y defina su objetivo.
  • Antes de la consulta, anote las preguntas que desea hacerle al profesional de la salud.
  • Durante la consulta, anote el nombre de cualquier diagnóstico, medicamento, tratamiento o estudios nuevos. También anote las nuevas instrucciones que le dé el profesional de la salud.
  • Pregunte por qué se le receta a su hijo cada nuevo medicamento o tratamiento y cómo lo ayudará. También conozca los efectos secundarios.
  • Pregunte si la anomalía de su hijo se puede tratar de alguna otra manera.
  • Pregunte por qué se recomienda determinado estudio o procedimiento y qué podrían significar los resultados.
  • Tenga claro lo que puede ocurrir si su hijo no toma los medicamentos o no se somete a las pruebas ni a los procedimientos.
  • Si su hijo tiene una cita de seguimiento, anote la fecha, la hora y el objetivo de la consulta.
  • Consulte cómo puede comunicarse con el profesional de la salud fuera del horario de atención. Esto es importante en caso de que su hijo se enferme y usted tenga dudas o necesite asesoramiento.

Todos tienen una historia

Ver todas las historias de los pacientes