En esta sección

Pericarditis en niños

Aspectos generales

La pericarditis es una inflamación o infección del pericardio. El pericardio está formado por 2 membranas delgadas que rodean el corazón. Normalmente, existe una cantidad pequeña de líquido entre las capas del pericardio. Cuando se inflama, la cantidad de líquido puede aumentar. A esto se lo llama derrame pericárdico. Si la cantidad de líquido aumenta rápidamente, puede deteriorar la forma en que el corazón bombea la sangre. Esta enfermedad se denomina taponamiento pericárdico.

Causas

En los niños, es más probable que suceda la pericarditis luego de una cirugía de reparación de defectos cardíacos. Otras causas pueden incluir:

  • Infección viral o bacteriana.
  • Trastornos autoinmunitarios, como lupus o artritis reumatoidea
  • Otras causas menos frecuentes, como lesiones, medicación o cáncer.

Síntomas

Estos son los síntomas más comunes de la pericarditis:

  • Dolor de pecho, a menudo descrito como punzante, que se produce al respirar profundamente
  • Fiebre de bajo grado.
  • Latidos cardíacos irregulares.
  • Dificultad para respirar
  • Percepción de los latidos del corazón (palpitaciones cardíacas)
  • Desmayos (síncope)

Es posible que los niños no puedan describir que tienen dolor en el pecho o que no puedan explicar con exactitud cómo se sienten. A veces un niño solo se muestra irritable, no tiene apetito o está cansado.

Los síntomas de la pericarditis pueden parecerse a los de otras enfermedades. Asegúrese de que su hijo vea a un profesional de la salud para recibir un diagnóstico.

Diagnóstico

El profesional de la salud le preguntará sobre los síntomas y los antecedentes médicos de su hijo. Luego le hará un examen físico a su hijo. El profesional de la salud puede oír un sonido anormal en el corazón denominado roce, al escuchar el corazón de su hijo con un estetoscopio. Un roce es un sonido anormal causado por la irritación del pericardio. Es posible que sea necesario realizar ciertos exámenes a su hijo, como los siguientes:

  • Análisis de sangre. Un hemograma completo y otras pruebas para examinar si hay signos de inflamación e infección.
  • Radiografías torácicas. Una radiografía del corazón y los pulmones.
  • Electrocardiograma. Un examen simple de la actividad eléctrica del corazón. A menudo, los cambios se pueden producir por una pericarditis.
  • Ecocardiograma. Un examen que utiliza ondas sonoras (ultrasonido) para crear imágenes en movimiento del corazón y de las válvulas cardíacas.
  • Tomografía computarizada o imagen por resonancia magnética. Estos son pruebas de diagnóstico por la imagen que muestran las estructuras del corazón y su funcionamiento.

Tratamiento

Probablemente, el profesional de la salud de su hijo lo remita a un cardiólogo pediátrico. Es un médico con formación especializada para tratar niños con problemas cardíacos.

El objetivo del tratamiento para la pericarditis es encontrar y eliminar la causa de la enfermedad. El tratamiento consta de lo siguiente:

  • Medicación. La medicación puede aliviar el dolor y la inflamación. Los antibióticos pueden tratar una infección causada por bacterias. La medicación también puede ayudar a que el corazón funcione mejor.
  • Extraer el líquido extra en el pericardio (periocardiocentesis). El líquido también puede observarse utilizando cultivos y otras pruebas de laboratorio para encontrar la causa de la pericarditis.
  • Cirugía para eliminar el líquido del pericardio y el pericardio mismo.

Complicaciones

La pericarditis puede regresar y puede volverse una enfermedad a largo plazo (crónica). Pueden presentarse problemas del corazón, como un taponamiento cardíaco.

Cuándo se debe llamar al profesional de la salud

Comuníquese con el profesional de la salud que atiende a su hijo si los síntomas empeoran, e incluyen dolor en el pecho y dificultad para respirar.

Puntos claves

  • La pericarditis es una inflamación o infección de las capas delgadas que cubren el corazón.
  • La pericarditis a menudo es causada por una infección.
  • El dolor en el pecho es el síntoma más común de la pericarditis. Un niño puede estar irritable, alimentarse o comer poco y estar cansado.
  • El tratamiento de la pericarditis incluye medicación para la inflamación y el dolor. Se pueden utilizar antibióticos para tratar infecciones bacterianas.

Próximos pasos

Recomendaciones para aprovechar al máximo la consulta con el profesional de la salud:

  • Conozca el motivo de la consulta y defina su objetivo.
  • Antes de la consulta, anote las preguntas que desea hacerle al profesional de la salud.
  • Durante la visita, anote el nombre de cualquier diagnóstico, medicamento, tratamiento o estudio nuevos. También anote las nuevas instrucciones que le dé el profesional de la salud.
  • Pregunte por qué se le receta a su hijo cada nuevo medicamento o tratamiento y cómo lo ayudará. También conozca los efectos secundarios.
  • Pregunte si la anomalía de su hijo se puede tratar de alguna otra manera.
  • Pregunte por qué se recomienda determinado estudio o procedimiento y qué podrían significar los resultados.
  • Tenga claro lo que puede ocurrir si su hijo no toma los medicamentos o no se somete a las pruebas ni a los procedimientos.
  • Si su hijo tiene una cita de seguimiento, anote la fecha, la hora y el objetivo de la consulta.
  • Consulte cómo puede comunicarse con el profesional de la salud fuera del horario de atención. Esto es importante en caso de que su hijo se enferme y usted tenga dudas o necesite asesoramiento.

Todos tienen una historia

Ver todas las historias de los pacientes