En esta sección

Pubertad tardía

Aspectos generales

El retraso del comienzo de la pubertad se denomina pubertad tardía. Esto significa que los signos físicos de madurez sexual de un niño no aparecen entre los 12 y 13 años en las niñas o entre los 13 y 14 años en los niños. Esto incluye el crecimiento de los senos o los testículos, pero también puede incluir el vello púbico y los cambios en la voz, que se conocen como caracteres sexuales secundarios.

Causas

El retraso de la pubertad no suele tener una causa conocida. En algunos casos, puede ser hereditaria. En otros, puede ser causada por cualquiera de las siguientes:

  • Problemas cromosómicos
  • Trastorno genético
  • Enfermedades crónicas
  • Tumores de la glándula pituitaria o del hipotálamo
  • Hipófisis poco activa (hipopituitarismo)
  • Tiroides poco activa (hipotiroidismo)
  • Desarrollo anómalo del aparato reproductor
  • Incapacidad del organismo para utilizar las hormonas andrógenas (síndrome de insensibilidad completa a andrógenos)
  • Demasiado ejercicio físico
  • Grave falta de alimentación (anorexia) o un problema de absorción de alimentos

Factores de riesgo

Un niño corre el riesgo de sufrir un retraso en la pubertad si tiene alguno de estos problemas:

  • Padres o hermanos con pubertad retrasada
  • Enfermedades médicas crónicas
  • Síndrome congénito
  • Un trastorno alimentario

Síntomas

Los síntomas son la falta de caracteres sexuales secundarios.

Los síntomas comunes en las niñas pueden ser los siguientes:

  • No hay crecimiento de las mamas a los 12 años
  • Transcurren más de 5 años entre el primer crecimiento mamario y la primera menstruación
  • Sin periodo menstrual a los 15 años

Los síntomas comunes en los niños pueden ser los siguientes:

  • No hay crecimiento testicular a los 14 años
  • No aparece el vello púbico a los 15 años
  • Transcurren más de 5 años para completar el crecimiento genital adulto

Los signos del retraso de la pubertad pueden ser como los de otras enfermedades. Asegúrese de que su hijo vea a un profesional de la salud para recibir un diagnóstico.

Diagnóstico

Además de antecedentes médicos y un examen físico, el diagnóstico de la pubertad retrasada puede incluir:

  • Análisis de sangre. Se realizan para comprobar los niveles hormonales, buscar problemas cromosómicos y comprobar la existencia de trastornos crónicos que puedan retrasar la pubertad, como por ejemplo, la diabetes, la enfermedad celíaca o la anemia.
  • Radiografía. En esta prueba se utiliza una pequeña cantidad de radiación para tomar imágenes de los tejidos del interior del cuerpo. Se puede hacer una radiografía de la mano y la muñeca izquierdas. Así, se puede estimar la edad ósea de su hijo. Con el retraso de la pubertad, la edad ósea suele ser menor que la edad de calendario.
  • Tomografía computarizada. En este examen se utilizan rayos X y una computadora para crear imágenes detalladas del cuerpo. La tomografía muestra huesos, músculos, grasa y órganos. Las tomografías computarizadas son más detalladas que las radiografías normales.
  • Imagen por resonancia magnética. En esta prueba se utilizan imanes grandes y una computadora para crear imágenes detalladas de los tejidos del cuerpo sin usar rayos X.

Tratamiento

El profesional de la salud de su hijo tendrá en cuenta su edad, su estado de salud general y otros factores a la hora de aconsejar el tratamiento.

El tratamiento para el retraso de la pubertad depende de la causa del problema. En muchos casos, cuando se trata la causa, la pubertad procede con normalidad. Si el retraso de la pubertad es hereditario, no se suele necesitar ningún tratamiento. En algunos casos, se puede realizar un tratamiento con terapia hormonal. Esto ayuda a que se produzcan los caracteres sexuales secundarios. En otros casos, se puede realizar una operación para corregir un problema físico.

Complicaciones

El retraso de la pubertad les puede causar vergüenza y estrés a los adolescentes.

Cómo sobrellevar

Con el tiempo, la mayoría de los adolescentes con pubertad tardía se desarrollan normalmente y no continúan con problemas. Algunas causas necesitarán tratamiento con hormonas. El apoyo emocional puede ayudar a los adolescentes a lidiar con su pubertad tardía.

Cuándo se debe llamar al profesional de la salud

Llame al profesional de la salud de su hijo si este muestra síntomas de pubertad tardía.

Puntos claves

  • El retraso del comienzo de la pubertad se denomina pubertad tardía. Esto significa que los signos físicos de madurez sexual de un niño no aparecen entre los 12 y 13 años en las niñas o entre los 13 y 14 años en los niños.
  • Esto incluye el crecimiento de las mamas o de los testículos, el vello púbico y los cambios en la voz. que se conocen como caracteres sexuales secundarios.
  • La pubertad tardía puede ser hereditaria.
  • El tratamiento dependerá de la causa del problema. En muchos casos, cuando se trata la causa, la pubertad procede con normalidad.
  • El retraso de la pubertad les puede causar vergüenza y estrés a los adolescentes. El apoyo emocional puede ayudar a los adolescentes a lidiar con su pubertad tardía.

Próximos pasos

Recomendaciones para aprovechar al máximo la consulta con el profesional de la salud:

  • Conozca el motivo de la consulta y defina su objetivo.
  • Antes de la consulta, anote las preguntas que desea hacerle al profesional de la salud.
  • Durante la consulta, anote el nombre de cualquier diagnóstico, medicamento, tratamiento o estudios nuevos. También anote las nuevas instrucciones que le dé el profesional de la salud.
  • Pregunte por qué se le receta a su hijo cada nuevo medicamento o tratamiento y cómo lo ayudará. También conozca los efectos secundarios.
  • Pregunte si la anomalía de su hijo se puede tratar de alguna otra manera.
  • Pregunte por qué se recomienda determinado estudio o procedimiento y qué podrían significar los resultados.
  • Tenga claro lo que puede ocurrir si su hijo no toma los medicamentos o no se somete a las pruebas ni a los procedimientos.
  • Si su hijo tiene una cita de seguimiento, anote la fecha, la hora y el objetivo de la consulta.
  • Consulte cómo puede comunicarse con el profesional de la salud fuera del horario de atención. Esto es importante en caso de que su hijo se enferme y usted tenga dudas o necesite asesoramiento.

Todos tienen una historia

Ver todas las historias de los pacientes