En esta sección

Síndrome de la cabeza plana (plagiocefalia deformante)

Aspectos generales

El síndrome de la cabeza plana (plagiocefalia deformativa) es cuando la cabeza de un bebé desarrolla un punto plano duradero. El punto plano puede estar en un lado de la cabeza o en la parte posterior de la misma. Esto ocurre cuando el bebé duerme en la misma posición la mayor parte del tiempo o por problemas en los músculos del cuello.

Esta enfermedad es diferente de la craneosinostosis. En la craneosinostosis, los huesos del cráneo de un bebé se fusionan antes de lo previsto. En la plagiocefalia deformativa, los huesos del cráneo no se fusionan.

Causas

El cráneo se aplana cuando la cabeza del bebé permanece en una misma posición durante largos periodos de tiempo. A veces un bebé nace con este aplanamiento debido a un espacio reducido en el útero. Esto puede ocurrir si va a tener gemelos u otros hijos. Otros factores que pueden aumentar el riesgo de padecer el síndrome de cabeza plana son:

  • Tortícolis muscular Se trata de un problema presente al nacer (congénito). Uno o varios músculos del cuello están extremadamente tensos, por lo que la cabeza del bebé se mantiene en la misma posición.
  • Nacimiento temprano (parto prematuro). Los huesos del cráneo de los bebés prematuros son más blandos. Y muchos bebés prematuros pasan mucho tiempo en el hospital con respiradores y con la cabeza en la misma posición.
  • Dormir de espaldas. Los bebés que duermen de espaldas o en la silla del coche sin cambiar de posición durante largos periodos de tiempo pueden desarrollar cabezas planas. Pero para reducir el riesgo de síndrome de muerte súbita del lactante, los bebés deben dormir siempre boca arriba hasta que tengan 1 año.

Factores de riesgo

Un bebé tiene más probabilidades de padecer esta enfermedad si se da cualquiera de las siguientes situaciones:

  • Es el primogénito
  • El bebé es un niño
  • El bebé ha nacido con la ayuda de fórceps o mediante extracción con ventosa
  • El bebé tiene tortícolis

Síntomas

Este problema puede no ser perceptible ni estar presente al nacer. Puede desarrollarse durante los primeros meses de vida. Puede aparecer una mancha plana en cualquiera de los lados o en la parte posterior de la cabeza a medida que el bebé crece.

Diagnóstico

El profesional de la salud de su bebé le revisará la cabeza desde todas las posiciones. También palpará la cabeza de su hijo, especialmente a lo largo de las líneas de sutura. El profesional de la salud de su bebé también tomará medidas de la cabeza para determinar la gravedad de la afección.

Tratamiento

El tratamiento dependerá de los síntomas, la edad y la salud general del bebé. También dependerá de la gravedad de la enfermedad. Algunos bebés no necesitan tratamiento. La enfermedad puede desaparecer cuando el bebé comienza a sentarse.

Para otros bebés, el tratamiento puede incluir:

  • Cambiar la posición en la que duerme girando su cabeza hacia el lado opuesto
  • Hacer que su bebé pase tiempo sobre su barriga (estómago) mientras está despierto y supervisado

Es posible que su bebé necesite llevar una pulsera especial o un casco si el problema es de moderado a grave y girar la cabeza del bebé no ha servido de nada. Los cascos suelen estar hechos de una carcasa exterior dura con un revestimiento de espuma. Una suave presión ayuda a reformar la cabeza. Se realizan ajustes a medida que la cabeza crece. Algunos estudios han demostrado que los cascos no fueron útiles para la deformación del cráneo de moderada a severa.

El tratamiento medio con un casco suele durar entre 3 y 6 meses. Esto dependerá de la edad del bebé y de la gravedad de la enfermedad. El profesional de la salud de su bebé tendrá que revisar a su hijo cuidadosamente y con frecuencia. Los cascos deben ser recetados por un profesional de la salud autorizado con experiencia en craneofacial.

Complicaciones

A medida que los bebés crecen y se desarrollan, se mueven y se recolocan. Esto elimina la presión que puede haber causado la enfermedad. Pero, si el punto plano es de moderado a severo, puede que no mejore por sí solo. Si no se inicia el tratamiento a tiempo, la cabeza puede seguir teniendo esa irregularidad.

Prevención

Esta enfermedad ha aumentado desde que se inició la campaña nacional Back to Sleep. Esta campaña se inició para disminuir las muertes por el síndrome de muerte súbita del lactante​​​​​​​. Ha sido muy exitosa. Es importante que los bebés pequeños que no pueden darse la vuelta o moverse por sí mismos no sean colocados boca abajo para dormir. Para ayudar a prevenir la cabeza plana, considere lo siguiente:

  • Deje que su bebé esté un tiempo boca abajo mientras usted lo vigila
  • Disminuya el tiempo que su bebé pasa en los asientos para autos y en los carritos portabebés
  • Sostenga a su bebé, dándole tiempo para que esté en posición vertical

Cuándo se debe llamar al profesional de la salud

Si nota que la cabeza de su bebé es irregular o le preocupa un punto plano, haga que su profesional de la salud lo revise.

Puntos claves

  • El síndrome de la cabeza plana (plagiocefalia deformativa) se da cuando la cabeza del bebé desarrolla un punto plano duradero, ya sea en un lado o en la parte posterior de la cabeza
  • Con esta enfermedad, los huesos del cráneo no se fusionan
  • El primer paso para tratar esta enfermedad es cambiar la posición de la cabeza de su bebé
  • Algunos casos requieren que el bebé lleve un casco o una banda ortopédica
  • Los casos leves suelen desaparecer por sí solos con acciones sencillas de cambiar la posición de la cabeza del bebé

Próximos pasos

Recomendaciones para aprovechar al máximo la consulta con el profesional de la salud:

  • Conozca el motivo de la consulta y defina su objetivo.
  • Antes de la consulta, anote las preguntas que desea hacerle al profesional de la salud.
  • Durante la visita, anote el nombre de cualquier diagnóstico, medicamento, tratamiento o estudio nuevos. También anote las nuevas instrucciones que le dé el profesional de la salud.
  • Pregunte por qué se le receta a su hijo cada nuevo medicamento o tratamiento y cómo lo ayudará. También conozca los efectos secundarios.
  • Pregunte si la anomalía de su hijo se puede tratar de alguna otra manera.
  • Pregunte por qué se recomienda determinado estudio o procedimiento y qué podrían significar los resultados.
  • Tenga claro lo que puede ocurrir si su hijo no toma los medicamentos o no se somete a las pruebas ni a los procedimientos.
  • Si su hijo tiene una cita de seguimiento, anote la fecha, la hora y el objetivo de la consulta.
  • Consulte cómo puede comunicarse con el profesional de la salud fuera del horario de atención. Esto es importante en caso de que su hijo se enferme y usted tenga dudas o necesite asesoramiento.

Todos tienen una historia

Ver todas las historias de los pacientes